Conoce cuáles son los tipos de urostomía

Cómo cambiar una bolsa de ostomía de dos piezas

Existen diversos motivos que pueden derivar a una cirugía de urostomía y conocer los tipos u opciones te ayudará a entender mejor el procedimiento.

Una ostomía es una abertura creada quirúrgicamente en el abdomen para el desalojo de desecho corporal, aquellas que desalojan orina son conocidas como urostomía.

Existen cuatro tipos principales de problemas en la vejiga que pueden llevar a un paciente a someterse a una cirugía de urostomía.

Las dos alternativas básicas para una cirugía de urostomía son las siguientes: urostomía convencional y el reservorio urinario continente

Urostomía Convencional

Este tipo de urostomía se basa en un conducto para almacenar orina que se crea utilizando una pequeña parte del intestino, este conducto lleva el nombre de ileal.

En este tipo de procedimiento quirúrgico la vejiga puede o no ser extirpada, en cualquiera de los dos casos la emisión de orina no puede ser controlada y se debe utilizar una bolsa colectora todo el tiempo.

Urostomía continentes

Para este tipo de urostomía el cirujano hace una bolsa interna con válvulas para prevenir que la orina regrese hacia los riñones y también para mantenerla allí hasta ser removida.

Es necesario cambiar la bolsa diariamente, por lo menos unas 5 veces al día, utilizando un tubo flexible llamado catéter.

Cualquier duda sobre el drenaje de la bolsa debe ser consultada a su médico o enfermera de ostomía, así evitará contratiempos y malos usos.